Facturación Electrónica

Es un nuevo concepto de factura avalada por el SAT en la que no es necesario emplear el papel como soporte para demostrar su validez fiscal. En comparación con la factura que se utiliza hoy en día en México, la factura electrónica se caracteriza por la forma de gestión informática y el envío de la misma por medio de un sistema de comunicaciones como por ejemplo el correo electrónico y se compone de altos estándares informáticos que conjuntamente permiten garantizar la autenticidad y la integridad del documento electrónico. La Factura Electrónica o Comprobantes Fiscal Digital (CFD) mantienen las mismas características y fines de la factura en papel con la diferencia de que viaja electrónicamente con elementos de seguridad.

La Factura Electrónica es la representación digital de un tipo de Comprobante Fiscal, que está apegada a los lineamientos definidos por el SAT en el Anexo 20 de la Resolución de la Miscelánea Fiscal, y la cual puede ser generada, transmitida y resguardada utilizando medios electrónicos.

Cada factura electrónica emitida cuenta con un una cadena original que funciona como un resumen de la factura, un folio que indica el número de la transacción realizada y además con un sello digital (Certificado de Sello Digital) que corrobora su origen y le da validez ante el SAT. En el caso de México y a partir de haber sido reformado el Código Fiscal de la Federación el 28 de junio de 2006, se establecieron las bases de regulación para la prestación de servicios de emisión y envío de comprobantes fiscales digitales.